Categorías

BRICK MANSIONS (LA FORTALEZA) crítica: Saltando voy, saltando vengo

   

Saltando voy, saltando vengo

Luc Besson reversiona su Distrito 13 disparando,
pegando, saltando y parkoureando a la americana

Por Robert Thornhill

 

<Ríanse de Woody Allen y de su monótona costumbre de estrenar una película por año, porque Luc Besson y su productora Europacorp son una fábrica perfecta y bien engrasada de hacer cine comercial pseudo serie B que producen a un ritmo frenético de hasta diez títulos cada año. La empresa de Besson se mueve entre Francia y los USA (y por ende, el resto del mundo) y gracias a películas como Desde París con amor, Venganza, Colombiana y la que está al caer como es Tres días para morir, ha logrado crear un estilo inconfundible, un tipo de cine orientado al divertimento del espectador con personajes extremos y guiones planos llenos de frases lapidarias, donde la trama queda totalmente supeditada a las explosiones, tiroteos y persecuciones, que son la salsa que hace que el producto se digiera con facilidad.

   Está claro que Luc Besson se ha empapado tanto de la cultura yanqui y de su ley del mínimo esfuerzo a la hora de emprender nuevos proyectos, con remakes sinsentido y reboots sonrojantes, que parece que le ha cogido la gracia a eso de hacer versiones americanas de sus exitosas pelis francesas. De la misma manera que Taxi: Derrape total era una adaptación yanqui de la francesa Taxi Express, Brick Mansions (La fortaleza) es una copia americanizada de Distrito 13, una peli dirigida por uno de los discípulos aventajados de Besson, Pierre Morel, que no distinguiríamos precisamente como obra imprescindible en la historia de la Europacorp. Para empezar hay que decir que se trata de una versión del todo innecesaria y cuesta pensar que su estreno en los cines se hubiera producido sin ese morbo provocado por la desgraciada muerte de Paul Walker, porque aunque no haya llegado a los límites desvergonzantes de Gus Van Sant con aquel calco que hizo de Psicosis, poco le ha faltado a otro de los esbirros de Besson, Camille Delamarre. La verdad es que Brick Mansions  poco le añade a la primigenia.

 

"Sr, Besson, estamos listos para hacer el remake francés de Fast & Furious cuando guste"

 

   El importante nexo de unión de ambas películas es el actor-atleta francés David Belle, un habitual en el cine de Besson, que es además es el creador y fundador de una corriente urbana deportiva conocida como “Parkour”, consistente en desplazarse por la ciudad saltando acrobáticamente muros, tejados, vallas y lo que uno se encuentre al paso, con gran habilidad por parte de sus ágiles practicantes. La mejor escena tanto en Brick Mansions como en Distrito 13 la encontramos justo al comenzar, en que Belle realiza una exhibición de su arte, escapando salto va y salto viene, de una tropa agresiva armada hasta las cejas.

 

  "La película se volverá un deja vu para quienes hayan visto la originaria Distrito 13: peleas en slowmotion, divertidas persecuciones en coche, y toda una exhibición de armas a cual más molona"  

 

   La película se volverá un deja vu para quienes hayan visto la originaria Distrito 13. Cambian París por Detroit, meten a algún afroamericano (porque ya se sabe que el cliché americano manda que los negros sean los delincuentes por antonomasia), cambian al acompañante poli de Belle por una estrella hollywoodiense y listos. Todo lo demás se repite punto por punto en la misma trama, la cual esta diseñada única y exclusivamente para distraer al público con peleas en slowmotion, divertidas persecuciones en coche, y toda una exhibición de armas a cual más molona (con poca destreza de los tiradores, como es habitual), sin que en ningún momento suframos por la integridad de Belle y del recién llegado Paul Walker, que sustituye a Cyril Raffaelli en el papel de compi poli del artista del Parkour.

 

"¡Esto por no avisarme que el remake era de la saltarina Distrito 13 y no de la automovilísitca Taxi Express!"

 

   Y aunque sea un poco mezquino hablar mal de una persona que reposa por la eternidad en una caja cúbica de madera, lo cierto es que la película se resiente por el cambio de Raffaelli por Walker en la buddy movie en la que se convierte Brick Mansions en su segunda parte. Raffaelli es un actor especialista con cierta semejanza a Vin Diesel y diestro en artes marciales que, aparte de protagonizar Distrito 13, había sido doble en películas de género como Double Team, Ronin o Transporter 2, y además también compartía con Belle la afición por el Parkour. Claro, a la hora de hacer una adaptación americana, lo lógico hubiera sido elegir a algún actor acreditado en el buen uso de las peleas como el citado Vin Diesel o, tirando alto, el mismísimo rey Jason Statham, que hubieran sido un complemento ideal para formar una pareja más verosímil.

   Paul Walker, quien no nos engañemos, sólo tendrá sitio en la historia del cine gracias a sus Fast & Furious, no da el pego en absoluto como héroe de acción, y sólo vemos que se encuentra en su salsa precisamente en las escenas de persecuciones en coche: su apariencia de guaperas, un cuerpo poco musculado, y su falta de mala leche en la mirada, le hubieran hecho no-apto para protagonizar actioners en un imposible futuro. Aún así, no se debería criticar al americanizado Luc Besson por este Brick Mansions aunque huela pavorosamente a remake hinchasacas sin ningún valor artístico añadido. Sus compañeros al otro lado del charco lo hacen continuamente y duermen cada noche tan ricamente./>

 

 
INFORME VENUSVILLE
     
 
Sentencia Quaid:
Dos Caras Harvey
     
     
 

Recomendada por Kuato a: los que no hayan visto Distrito 13. La película se deja ver y por momentos es entretenida.

     
 

No recomendada por Kuato a: los que ya hayan visto Distrito 13. La presencia de Walker y un tono menos opresivo hacen que la peli pierda ese tono criminal que tiene la peli francesa.

     
  Ego-Tour de luxe por: por Robert Maillet (el gigante de Big Fish, recientemente visto en La partícula de Dios), impagable como matón alto y gordo, gritando como los Saca Mantecas. Todo un personaje que merecía más presencia en pantalla.
     
  Atmósfera turbínea por: esta falta de mala leche que se percibe en toda la peli, que resulta demasiado azucarada respecto a Distrito 13. Con malos tan bondadosos y tan poca sangre no vamos a ningún sitio.

 

 

¿Desea saber más?


   

> BRICK MANSIONS (LA FORTALEZA) ficha

> BRICK MANSIONS (LA FORTALEZA) imágenes

> BRICK MANSIONS (LA FORTALEZA) tráiler


   

> BRICK MANSIONS crítica: Saltando voy, saltando vengo

Luc Besson reversiona su Distrito 13 disparando,
pegando, saltando y parkoureando a la americana

Por Robert Thornhill


   

> BRICK MANSIONS artículo: Parkoureando en inglés

David Belle interpreta su primera gran película de
acción americana parkoureando con acento francés

De Avalon


 

> BRICK MANSIONS (LA FORTALEZA) sumario

 

Facebooktwittergoogle_plusmail

4 Respuestas

  1. Su comentario*
  2. Anónimo
    zague58<br />Un remake malo de la pelicula original distrito 13; sólo cambian los actores ... Muy chafa
  3. Anónimo
    enrique<br />Soy fanático de Parkour,Paul Walker sobra en esta peli y falta cyril el cual es el mejor doblador de peliculas de accio,con ver videos suyos en youtube lo entendereis. Pero es un saca pasta... es exactamente igual que la uno , identica pero sin cyril y mucho mas comercial, la uno es de lomejor de lo mejor y el salto que hace en la uno al principio de tejado a tejado es real, se puede ver en youtube
  4. Anónimo
    yon uayintong<br /><p>Aqui les dejo el link para que puedan ver ABrick Mansions (La Fortaleza) Pelicula Completa online en español Esperar 5 segundos y luego hagan click en el boton amarillo.</p>

Agregar comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies,

ACEPTAR